Deportes

Lunes 07 de septiembre de 2015

Una tarde inolvidable de Lucas Alario le dió el triunfo a River frente a Chicago

El conjunto de Gallardo ganó por 4 a 1 en Mataderos. Los goles para que el equipo de Núñez haga cuentas para pelear por el título fueron del ex Colón -3- y Driussi.

Compartir en

River Plate, con tres goles del delantero Lucas Alario, goleó 4-1 a Nueva Chicago como visitante, en el partido válido por la fecha 23 del Campeonato de Primera División, y volvió al triunfo antes del Superclásico ante Boca Juniors del próximo domingo en Núñez.

Los goles de River fueron anotados por Alario (PT 21 y 35min; ST 18min) y Sebastián Driussi (ST 30min). En tanto, el defensor Jonatan Maidana, en contra (PT 38min) descontó para los locales en el cotejo que fue controlado por Patricio Loustau quien a los 37 minutos del segundo tiempo expulsó al volante de Chicago Damián Lemos con roja directa.

River cortó una racha de tres partidos sin victorias (dos derrotas y un empate) y llegó a los 41 puntos con un partido menos ante Defensa y Justicia. En tanto, Nueva Chicago, que venía de perder con Lanús, continúa penúltimo con 14 unidades y último en la tabla de promedios (0.608).

La primera parte fue entretenida con un Nueva Chicago decidido a lastimar a River. Con empuje y juego en equipo intentó desnivelar ante las individualidades del vigente campeón de América, más allá de las bajas que tuvo pensando en el Superclásico del próximo domingo.

Chicago, que apostaba a la presión en ataque, tuvo la primera situación de peligro con el remate de Abel Masuero que pegó en el travesaño y luego picó en la línea. River exhibió dudas en defensa, que mantuvo a lo largo del partido, pero el ‘Torito’ no pudo aprovecharlo.

River buscó despertarse antes de que fuese demasiado tarde y así crecieron las participaciones de Leonardo Ponzio, Leonardo Pisculichi y Luis González, quien tuvo la apertura del marcador con el remate que desvió Nicolás Tauber (12min).

A pesar del intento de River, Nueva Chicago continuó con intensidad en el juego y mediante Mauricio Carrasco y Nicolás Sainz, de cabeza (15min) volvió a preocupar al visitante.

Sin embargo, el mejor jugador del partido, apareció por primera vez de manera extraordinaria (21min) cuando bajó de pecho la pelota tras el envío de Javier Saviola y ante la marca de los centrales ensayó un “sombrerito” para una definición posterior soberbia ante Tauber.

La contundencia de River y de Alario, que marcaron la diferencia en el partido, prevalecieron ante los esfuerzos de Nueva Chicago que estuvo cerca del empate con el disparo de cabeza en el travesaño de Alejandro Gagliardi (32min). El ex atacante de Colón dijo presente cuando Tauber dio rebote en el remate de Pisculichi (35min) y estiró la ventaja.

El gol en contra de Maidana (38min), tras la ejecución de un córner que cabeceó Gagliardi, le puso más emoción al partido y demostró las dificultades del equipo de Marcelo Gallardo en la línea defensiva con la pelota detenida.

River perdió la tenencia de la pelota en el segundo tiempo que influyó con la sustitución de Emanuel Mammana por Ponzio (tenía amarilla y estaba al borde de la expulsión) que modificó piezas en defensa y mediocampo con Gabriel Mercado como central y Rodríguez como número cinco.

El ‘Millo’ quiso definir el partido, pero Tauber estuvo brillante con el remate de Maidana (1min) y Saviola, tras jugada de ‘Lucho’ González y Alario, se lo perdió de frente al arco (6min). Esas situaciones no concretadas por River lo complicaron porque Chicago recuperó la pelota, se hizo dueño del mediocampo y quedó cerca del empate con un cabezazo de Gagliardi que contuvo Marcelo Barovero (11min) y el remate de Carrasco (14min) que pasó cerca del palo derecho.

Cuando River la pasaba mal, la jerarquía y la contundencia de Alario lo sacaron del apuro. El goleador santafesino sacó un fuerte remate con pie derecho que rozó el palo izquierdo de Tauber (18min) para el 3-1 que se inició un contraataque comandado por Saviola.

A partir de entonces, Nueva Chicago sintió el golpe y River se hizo dueño del partido. El ‘Millo’ impuso jerarquía y extendió la diferencia con el gol de Driussi (30min), quien la tiró larga y eludió a Tauber, tras el pase en profundidad de Gonzalo Martínez.

El final del partido encontró a River vencedor una vez más en el torneo local, en el primer triunfo después de las conquistas en la Copa Suruga Bank y Copa Libertadores para igualar a Chicago en el historial, y esperará con pecho inflado a Boca en el Monumental. En tanto, Nueva Chicago, que se fue resignado como los 20 mil espectadores en el estadio, enfrentará en la próxima jornada a Argentinos Juniors como local sin Lemos (37min) quien fue correctamente expulsado por una fuerte infracción al ingresado Augusto Solari.