Pais

Jueves 03 de diciembre de 2015

Mauricio Macri endureció su discurso contra Cristina Fernández y evalúa anular su decreto

Tras presentar a su gabinete, el presidente electo acusó al kirchnerismo de obstaculizar la transición y de generar problemas al futuro gobierno; "en vez de salir por la puerta grande, sale por la chica", dijo.

Compartir en

La cuidada escenografía, similar a la que utilizan los presidentes de Estados Unidos y algunos países europeos, dio lugar a las risas y a las bromas. Pero más allá de la foto compartida con quienes serán sus ministros, Mauricio Macri llegó al Jardín Botánico de Palermo para exteriorizar su evidente enojo con la todavía presidenta Cristina Kirchner, a quien responsabiliza de los contratiempos que como presidente electo ya está experimentando, aun antes de comenzar su mandato.

“Me pareció que queda claro que la Presidenta no quiere colaborar (…) da la sensación de que va a seguir abonando a ver cuántos problemas nuevos le puede crear al nuevo gobierno”, dijo el presidente electo después de la foto conjunta, apenas pasadas las 9 y con un sol que ya empezaba a calentar a pleno en la mañana porteña.

“En vez de salir por la puerta grande, [la Presidenta] sale por la puerta chica”, dijo Macri, en la frase que más impacto y malestar causó entre los hombres más leales a la primera mandataria.

Click Aquí
La respuesta de Macri tenía como origen el reciente decreto de necesidad y urgencia (DNU) firmado por Cristina Kirchner, en el que establece la devolución del 15% de los fondos coparticipables que la Nación venía reteniendo a las provincias desde 1992, y que la Presidenta decidió reintegrar (a nueve días de culminar su mandato) por orden de la Corte Suprema. Luego de plantear ayer la inconstitucionalidad del DNU, la cuestión ya estaría bajo análisis del futuro secretario legal y técnico, Pablo Clusellas, que ayer estuvo muy atareado en la sede del gobierno porteño de Parque Patricios.

No menos importante en la cabeza del presidente electo y sus funcionarios es la ceremonia de jura y toma de posesión del mando, que Macri pretende llevar a cabo en el Congreso y luego en la Casa Rosada, pero que para el Gobierno debe realizarse sólo en el Parlamento. La pulseada continúa.

Banners_clubeala300x250_captacion
“Esta ceremonia tiene que retomar su protocolo histórico. Jura y discurso en el Congreso, y después el presidente saliente espera en la Casa Rosada, le da la banda y el bastón, juran los ministros (…) Hasta ahora, siento que no nos podemos entender”, enfatizó Macri con tono docente.

Su futuro secretario general de la Presidencia, Fernando de Andreis, abrió un canal de diálogo con quien hoy tiene a cargo esa área, Eduardo De Pedro, hasta ahora sin acuerdo a la vista, mientras el kirchnerismo se niega a dar el brazo a torcer en este punto. “Sigue trabado. Vamos a seguir insistiendo”, comentaron cerca de Macri a última hora de ayer.