Pais

Jueves 07 de mayo de 2015

La UOM y cámaras empresariales vuelven a reunirse para destrabar las paritarias

En medio de la conciliación obligatoria las partes volverán a encontrarse en el ministerio de Trabajo.

Compartir en

Los representantes de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) que conduce Antonio Caló y de las distintas cámaras empresariales del sector volverán a reunirse este jueves a partir de las 15 para intentar destrabar la empantanada discusión paritaria.

El ministro de Trabajo de la Nación, Carlos Tomada, que dictó la conciliación obligatoria por diez días luego de que la UOM amenazara con un paro de 36 horas ante la falta de avances en las negociaciones, citó a ambas partes que volverán a encontrarse, por octava vez en lo que va del año, en la sede de la cartera que conduce en Leandro N Alem 650.

Desde el gremio que conduce Caló reclaman un aumento del 31% en dos tramos para los trabajadores metalúrgicos aunque las cámaras empresariales ofrecen apenas un 22%. Propuesta que los empresarios no mejoraron en los últimos encuentros que mantuvieron amparados en la supuesta decisión del gobierno nacional de no avalar acuerdos por encima del 25%.

Desde la UOM reclaman también que el salario inicial se ubique en los 8.500 pesos en bruto.

La conciliación obligatoria comenzó a regir el miércoles pasado cuando se suponía iba a comenzar el paro por 36 horas anunciado el lunes pasado por la UOM.

Según consigna en su edición de este jueves Ámbito Financiero frente a la supuesta posición del gobierno nacional de no avalar acuerdos por encima del 25% tres gremios de referencia para la discusión paritaria de todos los demás sectores, y con aceitados vínculos con la Casa Rosada, como la UOM, el sindicato de Comercio que conduce Armando Cavalieri y la Unión Obrera de la Construcción (UOCRA), liderada por Gerardo Martínez, ofertarían un bloque de acuerdos en un rango del 28 al 29 por ciento.

“El argumento para seducir al Gobierno es que entre las tres paritarias hay casi dos millones de asalariados comprendidos, suficientes como para fijar una pauta de referencia y -siempre en el razonamiento gremial- prevenir desbordes de sindicatos más indómitos con pretensiones de aumento superiores al 35 por ciento” indica el matutino.