Sociedad

Lunes 10 de agosto de 2015

La lluvia no cede y hay nuevos evacuados en varias ciudades de la Provincia de Buenos Aires

La tormenta de anoche revive el miedo en Areco, Arrecifes y Luján, donde esta mañana hubo 300 evacuados. La intensa lluvia empeoró las zonas que permanecen inundadas desde la semana pasada.

Compartir en

El temporal que arrancó la semana pasada no da tregua. La tormenta de anoche volvió a inundar a al menos cinco localidades de la Provincia de Buenos Aires: Mercedes, Pergamino, Luján, Areco y Arrecifes están bajo el agua y sus habitantes ya están siendo evacuados.

Las lluvias no cesan y volvieron a provocar el crecimiento de las cuencas de los ríos Areco, Arrecifes y Luján. Según el último registró en las últimas horas un crecimiento de 4.15 metros y sigue subiendo.

De acuerdo a datos difundidos por Bomberos Voluntarios, hay al menos 300 nuevos evacuados en las zonas mencionadas que se rehúsan a abandonar sus casas inundadas por miedo a los robos. Los mismos están siendo trasladados a distintos centros de evacuados, donde recibirán comida, ropa y asistencia médica.

En Arrecifes, personal especializado rescató a dos hombres que se encontraban en el techo de sus casas, en el barrio Los Quinchos, con un cuadro de hipotermia.

De acuerdo al Servicio Meteorológico Nacional, el panorama climático es drástico para lo que resta de la jornada y al menos hasta mañana. El pronóstico preocupa a las autoridades de las zonas inundadas porque las lluvias no paran e impiden el desagote del agua acumulada.

Esta mañana, el organismo publicó un alerta que rige para el sudeste, centro y norte de la provincia de Buenos Aires; sudeste de Córdoba; Entre Ríos; sur y centro de Santa Fe; Ciudad Autónoma de Buenos Aires; La Plata y Río de La Plata. “Continuarán desarrollándose lluvias y tormentas de variada intensidad sobre el área de cobertura, algunas de estas de intensidad fuerte, provocando fundamentalmente abundante caída de agua. En forma más localizada, algunas tormentas pueden estar acompañadas por fuerte actividad eléctrica, ráfagas de viento y caída de granizo”, anticipó.

Y agregó que “las condiciones mejorarán progresivamente de oeste a este a lo largo del día, previéndose valores de precipitación acumulada en la totalidad del evento entre 100 y 150 mm en la región, pudiendo ser superado este umbral en forma aislada. Se determina el cese de alerta para el centro y noreste de Córdoba”.

Para hoy, la temperatura se mantendrá entre los 11º y los 15º, en tanto que para el martes, ya sin lluvias, la máxima no superará los 15º, mientras que la mínima bajará hasta los 8º. El miércoles desmejorará el tiempo y volverían las precipitaciones, con una temperatura entre 10º y 14º.

En Mar del Plata y otros puntos turísticos de la Costa Atlántica, el temporal fue tan fuerte que obligó a la suspensión de las clases por lo que una veintena de personas debieron ser evacuadas por las inundaciones y la interrupción del suministro eléctrico.

En tanto, el Gobierno bonaerense comunicó que hubo más de 1600 evacuados en Provincia por los días ininterrumpidos de lluvias la semana pasada. “Pese a la lluvia registrada -que superó tres veces la media del mes de agosto en sólo unas horas- el caudal del río Luján creció un 40% menos que el año pasado gracias a las obras hidráulicas ejecutadas y muchos vecinos ya comenzaron a volver a sus hogares”, argumentó hace unos días el director de Defensa Civil, Luciano Timerman.

Por su parte, un vocero del OCBA, que depende del Servicio Meteorológico Nacional (SMN), dijo que “desde la medianoche hasta las 6.00 precipitaron 29 milímetros en la Capital Federal”, mientras que el domingo cayeron otros 45,3 milímetros de lluvias.