Deportes

Martes 19 de mayo de 2015

El Panadero Napolitano con miedo

El hincha de Boca que fue captado en el momento del ataque a los jugadores de River asumió su responsabilidad en el hecho y dijo: "Soy un laburante, estoy asustado, me quiero morir".

Compartir en

Adrián “Panadero” Napolitano, el hincha de Boca que fue captado por la cámara mientas lanzaba el químico casero que afectó a los jugadores de River, episodio que luego provocó la suspensión del partido y la eliminación del “xeneize” de la Copa Libertadores rompió el silencio: “No pensé que había cámaras, creí que iba a zafar”, le dijo al periodista Gustavo Grabia y aceptó así su responsabilidad en el hecho.

El hincha sindicado por algunos dirigentes de Boca como integrante de agrupaciones opositoras a la gestión de Daniel Angelici, intentó mostrarse arrepentido de los hechos ahora que la Justicia lo tiene en la mira y lo juzgaría como responsable de la agresión al plantel “millonario”.

En las imágenes aportadas por Fox Sports a la fiscalía se ve claramente el momento en que Napolitano se acerca a la manga, secundado por Federico Blanco, otro de los nombres que Boca aportó a la Justicia como responsables del hecho, y lanza el gas en su interior cuando los jugadores de River estaban dentro dispuestos a salir al campo de juego para la disputa del primer tiempo.

En su breve mensaje grabado Napolitano cuyo apodo de “Panadero” se debe a que su padre es propietario de un local de ese rubro en Valentín Alsina, dijo: “Estaba re asustado y quería tratar de que…por ahí no hay ninguna cámara, zafo. Yo lo que hice fue sin darme cuenta, jamás tuve la intención de hacer eso. Hace 25 años que voy a la cancha y nunca tuve un problema. Tengo familia y si sabía se me venía el mundo entero como ahora. La verdad que me conoce todo el mundo, sabe como soy, que me gusta la fiesta, esto, esto, de verdad no pensé que iba a llegar a lo que llegó. Jamás me imaginé, en el momento después que me di cuenta me quería morir. Imaginate como está mi familia, mi señora, yo con el trabajo, soy un laburante me levanto a las cuatro de la mañana. Nunca estuve en un comisaría. Estoy desesperado”.

La fiscal de la causa, Susana Callejas, la caratuló como lesiones leves agravadas por ocurrir en un espectáculo deportivo cuya pena máxima para al autor y los partícipes es de 16 meses, es decir que es excarcelable. La fiscalía evalúa la participación en el ataque de otros 10 hinchas de Boca.