Pais

Lunes 01 de junio de 2015

FIFAgate: Interpol lanza un alerta roja con los tres empresarios argentinos implicados

Interpol libró las alertas rojas de busca y captura contra los empresarios argentinos Alejandro Burzaco y Hugo y Mariano Jinkis, imputados por la justicia de los Estados Unidos de supuesta corrupción en la FIFA.

Compartir en

Así lo informaron fuentes del Ministerio de Seguridad de la Nación y precisaron que la disposición de Interpol se realizó “a pedido del juzgado federal número 11”, cuyo titular es Claudio Bonadio.

Tanto Burzaco como Jinkis padre e hijo están técnicamente prófugos de la justicia argentina porque el primer juez federal que intervino en el caso, Marcelo Martínez de Giorgi, rechazó la exención de prisión que presentaron los abogados defensores.

Además la Sección Investigación Federal de Fugitivos del Departamento de Interpol fue a sus domicilios en el país a buscarlos y esos procedimientos “arrojaron resultado negativo”.

Burzaco es presidente de la empresa Torneos y Competencias y los Jinkis son titulares de la empresa Full Play, ambas empresas intervenían en los contratos para la televisación de partidos de fútbol profesional. Están acusados por la Justicia de los Estados Unidos de tres hechos de asociación ilícita vinculados con los sobornos en la FIFA.

Los empresarios están imputados por “asociación ilícita para llevar a cabo o participar, a sabiendas, en una extorsión, relacionada con el fraude electrónico y otros delitos, que de algún modo involucra o afectan el comercio exterior o interno”.

También por “asociación ilícita para idear un plan o artificio con el objeto de defraudar, inclusive el derecho intangible de servicios honestos mediante el uso de comunicaciones electrónicas, radio o televisión con el propósito de llevar adelante dicho plan o artificio”.

Y la tercera es por “asociación ilícita para llevar a cabo o intentar llevar a cabo una transacción comercial con las ganancias de una actividad ilícita”.

En la investigación impulsada por la Justicia estadounidense están imputados nueve directivos de la FIFA y otros cinco empleados, entre los que se encuentran Burzaco y los Jinkis. Además, la denuncia de 161 páginas que presentó la procuradora general Loretta Lynch involucra, sin nombrarlo, al ex titular de la AFA Julio Grondona, de quien se dice que recibió millonarios “sobornos” por la organización de las Copas América hasta el año 2021.

Sobre esa cuestión, la AFA informó que tiene “asentados en los estados contables” los ingresos que la entidad percibió por la participación en esos certámenes.