Mundo

Viernes 07 de Agosto de 2015

En el PT buscan una salida a la crisis política, Lula sería ministro de Dilma Rousseff

El ex presidente brasileño podría ser designado al frente de la cartera de Defensa o en Cancillería; además, tiene buen diálogo con el Congreso, hoy esquivo a la mandataria

Compartir en

El ex presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva , líder del oficialista Partido de los Trabajadores (PT), puede ser nombrado ministro en el gabinete de la mandataria Dilma Rousseff , como una manera de enfrentar la crisis política que jaquea al gobierno, publicó hoy la cadena Globo.

Rousseff analizó junto a sus colaboradores la reforma del gabinete y una posibilidad es el nombramiento de Lula da Silva, presidente entre 2003 y 2011.

De acuerdo con lo publicado hoy por el grupo Globo, el ex gobernante podría ser designado al frente de la cartera de Defensa, en la que hoy se desempeña el dirigente petista Jaques Wagner, o la Cancillería, comandada por el diplomático de carrera Mauro Vieira.

Uno de los motivos ponderados por Dilma para convocar a Lula sería, según dicen allegados al gobierno, que el ex mandatario tiene buen diálogo en el Congreso.

La información sobre la eventual designación del ex presidente se conoce poco después del peor día del mandato de Dilma.

Ayer, la presidenta lanzó por cadena nacional una campaña que fue recibida con cacerolazos y protestas en las principales ciudades de Brasil, en medio de un récord de impopularidad, fracturas en la coalición gobernante y una derrota en el Congreso que pone en riesgo su plan de ajuste para recomponer la maltrecha economía.

Según una encuesta de Datafolha divulgada ayer, un 8 por ciento de los brasileños apoya a Rousseff y un 71 por ciento de los entrevistados rechaza su gestión, el nivel más alto para un presidente democrático, incluso superior al 68 por ciento de repudio que tenía Fernando Collor de Mello poco antes de que el Congreso votara su impeachment en 1992, proceso que desencadenó su renuncia.