Sociedad

Martes 01 de diciembre de 2015

El violador Mario Tolosa, beneficiado por los jueces Piombo y Sal Llargues está prófugo

El malhechor beneficiado por los jueces de Casación Horacio Piombo y Benjamín Sal Llargués quienes acortaron su condena a la mitad porque la víctima de 6 años era presuntamente homosexual, se encuentra prófugo después de que la Suprema Corte bonaerense reestableciera la pena.

Compartir en

Tolosa, condenado a la pena de seis años de prisión por un caso de abuso sexual en 2010, no aparece por ningún lado tras la intervención de la Corte Suprema de la Nación que revocó el polémico fallo de Casación.

Piombo y Sal Llargués, hoy jubilados, habían posibilitado la liberación del acusado cuando sacaron la calificación de “gravemente ultrajante”, porque la víctima, un menor de seis años, era presuntamente “homosexual” y con anterioridad al hecho en juzgamiento “ya había sido abusado” en su casa.

Con ese fundamento, le bajaron la pena a tres años y dos meses y Tolosa pudo abandonar la cárcel.

Sin embargo esa resolución fue dejada sin efecto posteriormente por la Corte.

Por eso Tolosa, que era vicepresidente del Club Florida de Loma Hermosa, ahora debe cumplir el resto de la condena que en su momento, antes de que la causa llegara a Casación, le había aplicado el Tribunal en lo Criminal Nº 3 de San Martín al cabo de un juicio oral y público.

El problema es que la Policía no puede localizar a Tolosa. Fue hasta su casa y, también pasó por los lugares que solía frecuentar, pero sin los resultados que todos esperaban.