Pais

Lunes 18 de mayo de 2015

El paro impulsando por la CGT opositora será el lunes 9 de junio

Lo anunció Juan Carlos Schmid. Los sindicatos del transporte, la CGT de Moyano, la CTA de Micheli y los gastronómicos de Barrionuevo se sumarán a la medida.

Compartir en

El secretario general de la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT), Juan Carlos Schmid, aseguró este lunes que propondrá a las centrales obreras que el paro nacional de 24 horas se haga el martes 9 de junio.

“Nosotros vamos a llevar como propuesta para que el paro se realice el 9 de junio”, dijo el sindicalista luego de recibir al precandidato presidencial Sergio Massa en la sede de la entidad.

Una vez más con el eje central puesto sobre el Impuesto a las Ganancias la CATT junto con la CTA que conduce Pablo Micheli, los gremios nucleados en la CGT de Hugo Moyano, la CGT Azul y Blanca que conduce el gastronómico Luis Barrionuveo y distintas agrupaciones de izquierda, impulsan un paro nacional por 24 horas aunque algunos de los convocantes apuestan a extenderlo hasta las 36 horas.

Una medida similar llevaron a cabo el 31 de marzo con alto acatamiento aunque desde el gobierno nacional advirtieron en aquella oportunidad que el fuerte impacto de la medida se debió a la imposibilidad de movilizarse de los trabajadores.

La confirmación sobre los detalles del paro fueron informados luego de un encuentro que se realizó este lunes entre Sergio Massa, Roberto Lavagna y otros dirigentes del Frente Renovador con la cúpula directiva de la CATT.

La semana pasada el secretario adjunto del gremio de los Camioneros, Pablo Moyano, había estimado que la medida de fuerza sería entre “el 10 y 12 de junio” y pronosticó que “seguramente se van a adherir gremios” cercanos a la Casa Rosada. “A las bases (de los sindicatos oficialistas) no les cierra el 27 por ciento de aumento”, había remarcado Moyano. También, el dirigente sindical había anunciado que el próximo 4 de junio se movilizarán “50 mil camioneros” a la cancha del club Español, situado en el barrio porteño de Villa Lugano, para “reafirmar el reclamo de aumento salarial del 35 por ciento”.