Pais

Viernes 09 de octubre de 2015

“El objetivo es defender, mejorar y trabajar mucho en la calidad de la educación pública”

Hablamos con Juan Francisco Nosiglia, legislador porteño por ECO.

Compartir en

Juan Francisco Nosiglia es legislador porteño. Llegó al Legislativo con los votos de ECO, pero por sus venas corre sangre radical. En su cuenta de Twitter, tiene de avatar un dibujo de Raúl Ricardo Alfonsín. A su vez, debajo del vidrio que cubre la mesa de su despacho, se asoma una foto donde el último gran líder de la Unión Cívica Radical sostiene la Copa del Mundo junto a Diego Maradona. Sí, la imagen fue tomada a mediados de 1986, cuando la selección de Carlos Bilardo volvió al país con el trofeo y lo tributó al pueblo desde el balcón de la Casa Rosada.

Desde su banca en la Legislatura porteña, Nosiglia suele brindar fuertes debates en materia de educación. De ahí la pregunta:
¿Qué nos podés decir de Presupuesto Educación 2016?

Estamos trabajando en la Legislatura y hemos presentado proyectos de Ley para que la Ciudad mejore la inversión en educación, que en los últimos años cayendo como porcentaje del gasto total. En 2015 se está ejecutando un 21/22% del presupuesto total en educación y nosotros hemos manifestado, en la campaña con Martín Lousteau (a jefe de Gobierno) que por lo menos el 25% del presupuesto debe destinarse a inversión educativa. Como un porcentaje muy alto de porteños acompañó la propuesta de ECO y de Lousteau, y con la representación que vamos a tener el año que viene en la Legislatura, tenemos la expectativa de que poder debatir en profundidad estos temas con el objetivo de defender, mejorar y trabajar mucho en la calidad de la educación pública.

Sobre las elecciones en los centros de estudiantes de la Universidad de Buenos Aires: ¿Por qué creés que el kirchenrismo, que se jacta tanto de la militancia juvenil, no logra en los claustros resultados acordes?
Justamente este año, por primera vez, La Cámpora obtuvo un resultado favorable en la Facultad de Sociales, con un frente que integró junto a otras agrupaciones. Pero es el primer resultado favorable que obtiene y en una sola facultad de las 13 de la Universidad de Buenos Aires. En el movimiento estudiantil no tienen preponderancia, no son mayoría y no tienen una representación acorde a lo que su relato asegura. Por otro lado, en las últimas elecciones del claustro estudiantil en la UBA, sí se verificó un importante avance de las agrupaciones reformistas y radicales: en la Facultad de Medicina se consolidó el Frente Nuevo Espacio, en Económicas también hubo un resultado similar recuperando el cuatro consejero, la Franja recuperó después de 13 años la conducción del Centro de Estudiantes de la Facultad de Derecho y la mayoría en el Consejo Directivo. También se retuvo la mayoría en Centro y Consejo en Odontología. Por otro lado en la Facultad de Arquitectura también se recuperó la mayoría del Consejo Directivo y se hizo una gran elección en Psicología. Este importante avance de las agrupaciones reformistas y radicales nos pone a las puertas de disputar la conducción de la Federación Universitaria de Buenos Aires (FUBA) a la Izquierda, después de muchos años. Es una gran oportunidad para debatir en profundidad la política educativa, que se da en un momento de cambio del Gobierno nacional y en la Ciudad. Sería importantísimo que este espacio recupere la conducción de la FUBA y la representación mayoritaria de los estudiantes, para dar los debates que tiene que ver con mejorar la calidad de la educación y de una universidad que se ponga al frente de la investigación y producción de conocimiento para asumir los desafíos del siglo XXI y la globalización, también haciéndola cada vez más inclusiva y abierta a los problemas de la sociedad argentina.

Vale señalar que los dirigentes estudiantiles cuentan con el apoyo del voto de sus compañeros, mientras que los funcionarios públicos son puestos a dedo…
Esa es una de las diferencias que nosotros siempre señalamos con La Cámpora, con el respeto que me merece la militancia juvenil y muchos militantes que conozco del peronismo. Pero hay diferencias, y la que señalás es muy clara. En los últimos años, las agrupaciones universitarias y de la juventud radical han sido formadas en el llano y lejos del poder. La Universidad es un espacio de formación de cuadros muy importante, como lo es la militancia barrial y social; y esto de alguna manera marca a un dirigente juvenil respecto de su compromiso y sus convicciones de manera distinta, tal vez, a alguien que empieza a participar directamente trabajando en la administración pública.

RECUADRO

Proyectos de Educación

Nosotros nos formamos en el sistema de educación pública, creemos que la educación debe ser prioridad de las políticas públicas en todos los niveles de Gobierno. Desde la Legislatura presentamos diversos proyectos vinculados a temas como la inversión educativa, la creación del instituto para que la Ciudad cuente con un sistema de evaluación de calidad, al salario docente y otras iniciativas.
Uno de los temas centrales es la pérdida de casi 5 puntos del presupuesto educativo que sufrió el área desde comienzo de la administración del PRO, que disminuyó –a grandes rasgos- de representar el 27% del gasto total en 2007 a poco más del 22% en 2015.
Queremos llevar la inversión en educación al 25% del gasto como mínimo. De acuerdo al presupuesto 2015, representarían más de $3500 millones extra para el ejercicio en cuestión.
Con estos recursos podríamos duplicar la inversión en infraestructura, construir decenas de jardines maternales, recomponer salarios docentes, construir una unidad de investigación y desarrollo tecnológico en educación (al estilo del plan ceibal en Uruguay) y financiar un boleto para estudiantes de establecimientos públicos y privados con subsidio estatal en todos los niveles. Proyectos que ya hemos impulsado.