Mundo

Miércoles 30 de septiembre de 2015

El ex presidente de Brasil, Lula, denunció una campaña de desestabilización contra Rousseff

El líder del oficialista Partido de los Trabajadores (PT), denunció a la oposición por impulsar una campaña para desestabilizar a la mandataria Dilma Rousseff a través de "un golpe blando".

Compartir en

“Una pregunta para todos los brasileños: los políticos que quieren desestabilizar al gobierno de Dilma ¿están pensando en el país o en sí mismos?”, cuestiona un aviso televisivo del PT que tiene a Lula como figura central.

“Esos políticos, ¿están interesados en beneficiar a la población o en sacar provecho de la crisis?”, agrega el spot del partido gobernante.

Lula fue el protagonista de ese corto publicitario transmitido en radio y televisión anoche como parte de los avisos a los que tiene derecho el PT por la ley de los partidos políticos.

En el anuncio divulgado ayer y en otro que irá al aire mañana, se “denuncia” a las agrupaciones que están apostando al “golpe blando” y la desestabilización, explicó la oficina de prensa del PT.

El oficialismo acusa de “golpista” al opositor Partido de la Socialdemocracia Brasileña, que en otra propaganda de esta semana volvió a recomendar a Dilma Rousseff que tenga un “acto de grandeza” y renuncie al gobierno para el que fue elegida en octubre de 2014.

Principal dirigente del PT y consejero de Rousseff, Lula da Silva lleva la voz cantante en los spots del PT de esta semana, que también harán una mención a los programas sociales implementados en los gobiernos de ese partido.

“Al final de cuentas, ¿quien garantiza un camino más seguro para el país, un gobierno elegido democráticamente o aquellos que quieren llegar al poder cueste lo que cueste?”, preguntó Lula al público.