Pais

Lunes 05 de octubre de 2015

Con la ausencia de Scioli en el debate presidencial hubo más propuestas que confrontación entre los candidatos

Durante dos horas, Macri, Massa, Stolbizer, Rodríguez Saá y Del Caño participaron de la convocatoria, en la UBA; ausente, Scioli concentró las críticas de sus rivales, que presentaron sus planes de gobierno y evitaron las disputas directas.

Compartir en

El atril vacío correspondiente a Daniel Scioli y, por lo tanto, la ausencia de la voz del oficialismo fue la nota destacada del histórico debate que protagonizaron ayer los cinco candidatos presidenciales que se prestaron a participar de la iniciativa de Argentina Debate, celebrada ayer en el Salón de Actos de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires.

Transmitido en directo por dos canales, América y Canal 26, el encuentro tuvo un pico de rating de 14 puntos sumadas ambas señales.

La experiencia demostró que se trata de una iniciativa saludable y que, más allá de alguna que otra chicana entre los candidatos, las diferentes fuerzas y frentes que participan en la vida política nacional pueden compartir un mismo escenario para confrontar sus ideas. Las propuestas le ganaron a la confrontación en este primer debate presidencial en el país.

En este contexto, Sergio Massa (UNA) y Margarita Stolbizer (Progresistas) se mostraron como los más astutos a la hora de aprovechar la oportunidad para exponer sus propuestas de campaña. Por su parte, el postulante del Frente de Izquierda, Nicolás del Caño, fue el más punzante al momento de aprovechar los momentos en que las reglas del debate permitieron realizarles preguntas a sus contendientes.

Tal vez los que más tardaron en tomarle el pulso al sistema fueron Mauricio Macri (Cambiemos) y Adolfo Rodríguez Saá (Compromiso Federal), que fueron los que más problemas tuvieron en desarrollar sus ideas y desaprovecharon la oportunidad de poner en aprietos a sus rivales.

A lo largo de las dos horas que duró el debate, los cinco candidatos coincidieron en criticar en duros términos los doce años de gobiernos kirchneristas, responsabilizándolos por los altos índices de inflación, el incremento de la pobreza -que coincidieron en calcular en 12 millones de argentinos-, los altos niveles de corrupción, el aumento de la inseguridad y, sobre todo, el auge del narcotráfico y la virtual inexistencia de políticas para combatir este flagelo.

El otro punto de coincidencia fueron las críticas al candidato del Frente para la Victoria por haberse ausentado del debate con el argumento de que no se había sancionado una ley que reglamentara el procedimiento.

En medio de las quejas por la “falta de respeto” que implicaba la negativa del candidato oficialista, Massa fue quien dejó más en evidencia a Scioli. Al momento de tener que utilizar los 30 segundos que le correspondían al postulante del FPV, que se repartieron entre los participantes en los diferentes bloques temáticos, pidió dejar correr ese tiempo en silencio.