Show

Martes 17 de noviembre de 2015

Charlie Sheen admitió que es portador de HIV positivo pero no sabe cómo se contagió

La megaestrella de Hollywood reconoció en una entrevista en 'Today' que contrajo la enfermedad. Su médico confirmó que no tiene sida. Qué respondió cuando le consultaron si contagió a alguien.

Compartir en

El actor Charlie Sheen reveló finalmente que es HIV positivo en una entrevista ofrecida al programa Today, de la cadena norteamericana NBC. “Estoy aquí para admitir que soy HIV Positivo”, dijo la megaestrella de Hollywood durante su entrevista. Sheen, quien es considerado un “chico malo” de la industria, señaló que supo de su condición “hace cuatro años”.

“Siempre llevé mis condones y fui honesto respecto de mi condición”, confesó el actor cuando fue consultado respecto a cómo fue que se cuidó en los últimos años en materia sexual. La fama de ser un galán y un conquistador de mujeres fue lo que puso en alerta a Hollywood. Su vida llena de excesos, también.

Sheen también confesó que sentía una gran carga por no hacer pública su condición. “Creo que me libero de esta prisión hoy”, dijo al conductor Matt Lauer. Al ser consultado respecto de si creía que durante estos cuatro años pudo haber contagiado a alguien, el actor e hijo de Martin Sheen replicó: “Es imposible”. Al mismo tiempo, dijo que no estaba “del todo” seguro de cómo se había contagiado.

“Ahora tengo la responsabilidad de mejorar y de ayudar a otra gente”, indicó Sheen durante la entrevista, que fue vista por millones de personas a lo largo de los Estados Unidos. “¿A cuánta gente le pagó?”, le consultó Lauer respecto de las fiestas sexuales a las que asistía la estrella de Hollywood. La respuesta fue contundente: “A la suficiente… fueron millones” de dólares.

El ex protagonista de The Two and Half Men de 50 años dijo que las molestias comenzaron con un fuerte dolor de cabeza y una “enloquecedora” migraña. “Pensé que era un tumor cerebral y creía que estaba acabado”, contó.

En tanto, su médico Robert Huizenga -presente en el estudio de NBC- aseguró que “Charlie no tiene sida” .

El actor, que se ha divorciado tres veces, contó además que toma tres pastillas al día para su tratamiento y que tanto su familia como todas sus ex parejas conocían sobre su diagnóstico. “Soy un sobreviviente”, aseguró.