Mundo

Lunes 06 de julio de 2015

Caen las bolsas europeas tras el “No” griego y el euro sube por la renuncia de Varoufakis

La bolsa de Milán sufre una pérdida de casi el 3%; la de Madrid cae un 2,25%, y el CAC-40 de París retrocede un 1,56 por ciento.

Compartir en

Los mercados operaban a la baja este lunes tras el “no” de los griegos a las exigencias de los acreedores de Atenas, aunque el euro repuntó cuando se conoció la dimisión del ministro griego de Finanzas, Yanis Varoufakis.

A las 12:45 horario GMT, la bolsa de Milán bajaba 2,95%, quedando en los 21.821,84 puntos; el CAC-40 de París sufría pérdidas del 1,56%; Madrid caía un 2,25%; el DAX 30 de Frankfurt perdía 1,22%; y el FTSE de Londres bajaba 0,63 por ciento.

En Asia, la bolsa de Tokio cerró con una caída de 2,08%, equivalente a 427,67 puntos, en un nivel de 20.112,12 unidades. La plaza de Seúl bajó 2,40%, 50,48 puntos a 2.053,93 unidades. Hacia el final de la jornada bursátil, Hong Kong perdía 4,12%, tras haber abierto con un alza de 0,7 por ciento.

En Oceanía, la plaza de Sídney cayó 1,14%; mientras que la plaza de Wellington bajó 1,10 por ciento.

El euro subía a 1,1088 dólares, frente a un nivel de 1,1027 que cotizaba antes del sorpresivo anuncio de la dimisión del ministro de Finanzas griego, Yanis Varoufakis.

“Poco después del anuncio de los resultados del referéndum, se me informó que algunos miembros del eurogrupo y sus “socios” deseaban mi ‘ausencia’ de las reuniones, una idea que el primer ministro juzgó potencialmente útil para obtener un acuerdo”, dijo Varoufakis en su blog.

Durante los intercambios, la moneda única cayó hasta un nivel de 1,0963, justo después del anuncio de los resultados del referéndum.

En el mercado de las obligaciones, hacia las 08:10 (06:10 GMT), la tasa del bono de 10 años de España subía a 2,349%, contra 2,212% el viernes. El rendimiento del bono italiano era de 2,38% (contra 2,248% el viernes) y el de Grecia 14,800% (14,630%).

En su primera reacción, la canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente francés, François Hollande, dijeron estar “de acuerdo” en que “hay que respetar” el resultado de la votación.

En tanto, un vocero del gobierno británico dijo que su país “hará todo lo necesario para proteger su economía”.

Pero el ministro de Economía y vicecanciller alemán, Sigmar Gabriel, reaccionó de una manera virulenta, al afirmar que las nuevas negociaciones con Grecia eran difíciles de imaginar.

“Los riesgos de un grexit son muy elevados, entre un 70% y un 80%” y, en este escenario, “la confianza en la solidaridad de la zona euro se vería socavada”, explicó a la agencia AFP Shinya Harui, analista del grupo de servicios financieros Nomura Securities.