Sociedad

Miércoles 27 de mayo de 2015

Avanza el proyecto en la Cámara de Diputados que endurece las penas por las picadas

La iniciativa, que busca castigar con más rigor a quienes manejen alcoholizados o bajo la influencia de estupefacientes, obtuvo dictamen de comisión en Diputados. En 15 días se tratará en el recinto.

Compartir en

En una nueva reunión de la Comisión de Legislación Penal, su titular, Patricia Bullrich, dio este martes avance al proyecto de ley que agrava las penas en los delitos viales, cuyo debate será en 15 días. Del encuentro en el Anexo del Congreso de la Nación participaron varias ONG vinculadas a la materia.

La propuesta encabezada por Bullrich consiste en modificar los artículos 84 y 94 del Código Penal para aumentar así las penas de los delitos viales. En relación con esta problemática y explicando la necesidad de su proyecto, la presidente de la Comisión de Legislación Penal sostuvo que “cada vez son más los accidentes evitables que terminan con la vida de los ciudadanos, accidentes que afectan a familias enteras que quedan desarmadas y que en muchos casos nunca llegan a recuperarse”.

En un mismo sentido dijo que “este estado de situación genera mayor preocupación e indignación social cuando se comprueba que el autor del delito conducía alcoholizado o afectado por alguna sustancia estupefaciente”.

El proyecto tiene como novedad, además del aumento en las penas, que incorpora los delitos de “conducción en estado de alcoholemia o bajo influencia de drogas”, de “conducción temeraria”, de “conducción sin registro habilitante” y de “participación en una prueba de velocidad con un vehículo con motor”.

“Lo que estamos pidiendo en este proyecto de ley es que si una persona atropella a alguien con exceso de alcohol en sangre o bajo los efectos de estupefacientes, por ejemplo, se lo considere un agravante y no un atenuante”, dijo Bullrich. La diputada consideró “fundamental” trabajar sobre la prevención de estos accidentes y “en el valor disuasivo que posee la pena en la comisión de comportamientos que generan perjuicio a la sociedad”.

Vivian Perrone, integrante de la ONG Madres del Dolor y quien perdiera un hijo en un accidente de tránsito hace más de 10 años, se mostró de acuerdo con el próximo tratamiento, pero presentó sus reparos por las trabas impuestas por el Frente Para la Victoria.

Según detalló, “lo que no se comprende del FPV es que pidan más alcohol en sangre del ahora impuesto para que se convierta en agravante”. Ante ello, afirmó que “si para un conductor profesional el límite de alcohol en sangre es cero, que sea cero para todos. Es una laxitud con la que no estamos de acuerdo”.

Además aclaró que la intención de ellos era que la pena mínima fuera de 3 años y un día. Sin embargo, el FPV opuso como condición para firmar el dictamen poner como pena mínima 3 años, por lo que si un juez decide que la pena es la mínima, esa persona puede ser excarcelada.